Lo que los opositores odiamos (XXII)

imageSí, ya estamos en la XXII entrega de “lo que los opositores odiamos”. Siempre pensé que me quedaría sin ejemplos antes de llegar tan lejos. De hecho, pensaba que crear una sección semanal era demasiado ambicioso, pero creo que subestimé mi capacidad para encontrar cosas que me irritan.

Así que hoy, como cada martes que publico con retraso, os presento los ejemplos de esta semana con todo mi cariño y admiración por mis compañeros opositores.

Y, por cierto, le deseo de todo corazón mucho éxito a mi amiga Mónica, que hoy se examina y se merece muchísimo aprobar.

Octogésimo sexto ejemplo:

  • ¿Cuándo tienes los exámenes?
  • El año que viene. Convocan todos los años.
  • Entonces vas a ir a tope para aprobar el año que viene.
  • Sí, o para el siguiente. Todavía llevo muy poco tiempo opositando.
  • Jobá, si yo llevase tanto tiempo como tú, ya me sabría el temario.

Me lo han dicho, sí. Y sin mala intención, aunque parezca mentira. Me fastidia un poquito que nuestros amigos piensen que esto de opositar es como una asignatura del colegio. Creo que no alcanzan a imaginar lo duro que es dominar el temario de la oposición.

Octogésimo séptimo ejemplo:

  • Si fuese por vocación, opositarías a Juez, en lugar de Secretario Judicial. Así que no digas que es por vocación, que lo que quieres es la buena vida del funcionario.
  • Apuesto a que ni siquiera sabes en qué consiste el trabajo del Secretario.

 

Octogésimo octavo ejemplo:

  • Los funcionarios…
  • Uy, qué mal empezamos. Esto me huele a festival de estereotipos.

 

Octogésimo noveno ejemplo:

  • ¿para Guardia Civil? Los Guardias Civiles son unos amargados y unos **** ** **** que disfrutan ******** a ciudadanos honrados como yo cuando conducimos a 140 km por hora por autopista.
  • ¿En serio?

 

¡Os deseo que tengáis una semana fantástica (sobre todo a Mónica)!

Si tenéis alguna anécdota que queráis compartir, estaré encantada de que os pongáis en contacto conmigo en los comentarios, en demayorquieroserfuncionario@gmail.com o a través de Instagram.

¡Mil millones de gracias por leerme!

Anuncios